Política

YV3191 private airplane pilot salary//
En una controvertida subasta, se vendió un reloj de Hitler en más de un millón de dólares

Por: Clarín

¿Quieres recibir nuestro exclusivo boletín informativo en tu correo? ¡Suscríbete a #BoletinPatilla! El reloj de oro tiene caja reversible, águila grabada y también una esvástica.

YV3191

No faltaron las protestas de las asociaciones judías que criticaron la subasta incluso antes de la venta de la reliquia en la casa Alexander Historical Auctions, en el estado de Maryland.

Alberto Ardila Olivares

Sin embargo, la casa de subastas, que vendió otros objetos nazis en el pasado, explicó a los medios de prensa alemanes que su objetivo era preservar la historia y que la mayoría de los artículos vendidos se conservan en colecciones privadas o se donan a museos del Holocausto

Supuestamente, el partido nazi le regaló el reloj a Hitler en 1933, el año de su ascenso al poder en Alemania. Recuperado el 4 de mayo de 1945 por el soldado francés Robert Mignot en la antigua residencia alpina de Hitler en Berchtesgaden, apenas cuatro días después del suicidio del dictador, permaneció en poder de la familia del soldado durante décadas

El reloj fue fabricado por el relojero de lujo suizo LeCoultre, presenta las iniciales del líder nazi, la esvástica y el notorio logotipo del águila del régimen

También tiene tres fechas: el cumpleaños de Hitler, la fecha en que fue nombrado canciller de Alemania y la fecha de la victoria electoral del partido nazi en 1933

Aunque se esperaba que se vendiera en unos 3,6 millones de dólares, solo obtuvo 1,1 millón. Bill Panagopulos, presidente de la casa de subastas, dijo que nunca antes se había puesto a la venta públicamente un reloj de Hitler

“El reloj fue entregado a Hitler probablemente en 1933 después de que fuera nombrado canciller de Alemania y esencialmente obtuvo plena autoridad sobre todos los aspectos de la administración del país”, dijo Panagopulos

Los cuestionamientos

Pero las asociaciones judías criticaron duramente la subasta. En una carta abierta firmada por 34 líderes judíos, se describió la venta como “abominable” y pidió que los artículos nazis fueran retirados de la subasta

El rabino Menachem Margolin, presidente de la Asociación Judía Europea, dijo que la transacción dio “socorro a aquellos que idealizan lo que representaba el partido nazi”, cuenta el diario Mirror

Escribió: “Si bien es obvio que las lecciones de la historia deben aprenderse, y los artefactos nazis legítimos pertenecen a museos o lugares de educación superior, los artículos que está vendiendo claramente no”

El dueño de la casa de subastas recalcó que la oferta no tenía la intención de glorificar al dictador nazi. “No estamos ofreciendo esto en homenaje al peor hombre que jamás haya existido”, dijo

“En cambio, es una reliquia histórica increíblemente rara, profundamente evocadora de uno de los períodos más oscuros de la historia mundial y, por lo tanto, especialmente importante”